Opinion

NOTAS DE OMAR YEPES

Por: Omar Yepes Alzate – Presidente Partido Conservador Colombiano – Exsenador de la República.

– Llamamos la atención de todos los colombianos (personas naturales, empresas, asociaciones, fundaciones, etc.) para que asuman sus obligaciones con la democracia y con el país y participen activamente en las próximas elecciones. De su responsabilidad depende la suerte de Colombia.

– El asistencialismo estimula la pereza y lleva a la gente al limosnerismo, a estar pidiendo. Induce a vida de zángano. Hay que estimular el trabajo, la lucha por la vida. Nada mejor que el emprendimiento. A eso hay que apuntarle.

– Colombia tiene que entender que el orden es un valor indispensable para vivir en sociedad. El conservatismo es orden, seguridad y acatamiento a la ley.

– Hace muchos años al elaborarse las listas para las elecciones los directivos de los partidos incluían personalidades destacadas en ellas para convocar el voto de opinión y ellas gustosas aceptaban su inclusión aunque no salieran elegidas. No sería posible algo similar ahora?

– La carrera 23 de Manizales, otrora paseo emblemático de los manizaleños ha sido convertido en un mercado persa de difícil paso para los ciudadanos. Es responsabilidad de los alcaldes populistas y carentes de carácter para aplicar la ley y garantizar el espacio público.

– El discurso de algunos líderes de izquierda mancilla la reputación de las Fuerzas Armadas de Colombia y lleva a muchos colombianos ajenos al ajetreo de la política a creer que nuestros nobles soldados son nocivos para la ciudadanía. La institución armada merece nuestro respaldo.

– “Hay que creer en aquello que no se ve. Hay que creer que nos espera un futuro mejor”. (Barack Obama, en discurso de apertura de la Convención Nacional Demócrata, 2004)

– Austeridad, buena reputación y alta credibilidad, atributos que deben adornar a un político.

– “No es aceptable en una sociedad que los más talentosos y aventajados crean que no les corresponde aportar lo suyo para disminuir la brecha entre los menos y más aventajados”. (Una teoría de la justicia-John Rawls, filósofo EE.UU)}

– Y el piso del túnel de la plaza Alfonso López de Manizales continúa en mal estado. ¿Qué pensará la alcaldía?

– Los inversionistas y empresarios nacionales y extranjeros y la ciudadanía en general, no ve positivamente que los gobiernos en 4 años propongan y consigan aprobar varias reformas tributarias para cuadrar cuentas. El país reclama una reforma integral, duradera, que dé seguridad.

– No necesariamente los estratos 5 y 6 tienen buenos ingresos. Hay factores que se toman para ubicarlos en esos estratos que escapan a los ingresos. Por eso elevar tributos indiscriminadamente a esos estratos puede ser altamente dañino. Tendrían que vender activos para pagar.

– Invitamos a los jóvenes de Colombia a que miren hacia el Partido Conservador. Nuestra colectividad busca el desarrollo para generar bienestar con orden, seguridad y respeto a la ley. Son algunos de sus postulados.

– En Colombia existe mucha mentalidad conservadora pero no toda tiene militancia política. Orden, seguridad, respeto a la ley, tradición, religiosidad, propiedad, familia, protección del medio ambiente, solidaridad social, son valores que alimentan los conservadores.

– Reducir la evasión, la elusión y el contrabando ayudaría sensiblemente a engrosar las finanzas del Estado. Y no se diga, disminuir el tamaño del Estado y reorientar y priorizar el gasto público. Esa sería una buena forma de obtener recursos sin mortificar al ciudadano.

– Partidos sin candidato presidencial difícilmente superviven. Un partido tiene justificación si aspira al poder para irrigar principios, valores, y desplegar y ejecutar programas en orden a satisfacer las necesidades ciudadanas

– El trabajo, con un salario o sueldo justos, redime la pobreza y propicia la felicidad.

– No escondo mi conservatismo, ni escondo que me ubico en la derecha. No una derecha radical sino una derecha moderada, pero derecha. Orgullosamente conservador y orgullosamente de derecha. Defiendo el orden, la seguridad, y defiendo la vigencia de la constitución y la ley.

– A los conservadores que por una u otra razón se vincularon a otras organizaciones políticas les invitamos a regresar a la vieja casona, al Partido Conservador. Los esperamos.

. Un llamado de alerta a los militantes rasos de los partidos para que no acompañen a ciertos líderes que cambian de partido según sus propias conveniencias. No se deben dejar tratar o manejar como recuas. Los principios no son negociables.

– Es de lamentar que conservadores que lo recibieron todo del partido se retiren de él para buscar oportunidades adicionales en otras organizaciones. Queda claro que no son los principios, la doctrina de la colectividad lo que los ataba, sino intereses exclusivamente personales.

– Los aspirantes conservadores a la presidencia de la República deben hacer notoria su aspiración y empezar a opinar sobre los problemas del país. El partido empieza a reclamar su presencia pública. Nada de timideces, hay que decidirse.

– Evitar ataques sorpresivos por parte de los enemigos de la tranquilidad pública es prácticamente imposible. Lamentamos la muerte de desmovilizados, líderes sociales y otros colombianos, pero tildar al gobierno de indolente por esas muertes es, por decir lo menos, una temeridad.

Lo más visto

Subir