Opinion

AJUSTES

EDITORIAL

Transcurridos los seis primeros meses de los actuales gobiernos territoriales y aprobados los respectivos planes de desarrollo, es tiempo suficiente para que los mandatarios hayan establecido dentro de su equipo de colaboradores quiénes cumplen con sus expectativas y son los llamados a seguir adelante para sacar avante sus propuestas.

En todos los equipos de gobierno ya se empiezan a destacar algunos secretarios y otros se han quedado definitivamente rezagados sin cogerle el ritmo a los mandatarios.

Para el éxito de todas las administraciones territoriales son fundamentales los equipos de trabajo o gabinetes que se logren estructurar correctamente, sepan comunicarse e interaccionar con las comunidades. Igualmente es importante el compromiso y su sentido de pertenencia, la confianza que generen y su capacidad para la resolución de problemas.

El primer gabinete de los gobernantes generalmente obedece al cumplimiento de compromisos y cuotas políticas, sin embargo, no pueden mantener en sus cargos a funcionarios que no cumplan con los objetivos de sus administraciones; por ello, después de un prudente tiempo de espera, se deben de dar los relevos respectivos.

Algunos gobernantes tímidamente empiezan a realizar cambios en sus gabinetes y lo hacen a cuenta gota por temor a que los medios de comunicación utilicen el término “crisis”. En el departamento de Caldas bien lo han hecho el gobernador y el alcalde de Manizales al iniciar la depuración de sus equipos, aunque ellos saben que requieren de mayores y urgentes ajustes.

En la práctica quienes realmente ejecutan los programas de gobierno son las diferentes secretarías. Si no existe armonía entre ellas y no están articuladas correctamente, los objetivos no se cumplirán y los perjudicados serán los ciudadanos.

De ahí que a los gobernantes nos les puede temblar la mano cuando de ajustes a su gabinete se trata siempre de que sea en busca de la consolidación de un equipo de trabajo eficiente y eficaz.

Manizales, junio 30 de 2024.

Lo más visto

Subir