Opinion

EL SECTOR AGROPECUARIO – A CAMBIAR EL RUMBO

Por: José Luis Zuluaga Soto – Periodista – XX Premio Nacional de Periodismo Ciudad de Manizales – Orlando Sierra Hernández – Vida y Obra de un periodista.

27 noviembre 2018

EL SECTOR AGROPECUARIO

En Colombia tenemos dos sectores agropecuarios totalmente diferentes.

Uno es el de los grandes productores que tienen mucho dinero, gran tecnología, equipos sofisticados para sembrar, recolectar y procesar.

Esos no tienen problema. Pueden acceder fácilmente a los créditos y poseen un enorme músculo financiero.

El otro es el de los pequeños cultivadores, porque en este sector ya no hay medianos. La gran mayoría murieron para el sistema económico colombiano. Los acabaron los bancos y el gobierno.

Los pequeños son esos que viven de una reducida parcela que cultivan con su familia.

Son los únicos capaces de subsistir a la crisis que actualmente viven porque los gastos son menores.

Esa es la que llaman algunos una verdadera reforma agraria. Dividir a Colombia en dos. Las agroindustrias, es decir, explotaciones agrícolas muy grandes que funcionan como enormes empresas, montadas en lugares aptos, como el Valle del Cauca, departamentos de la Costa o Llanos Orientales y los grandes cultivadores de café, palma africana o similares.

La otra, la de los pequeños, que son muchísimos y que se deben cuidar, porque son los verdaderos productores de empleo.

Esa Colombia es fundamental para la producción de alimentos de la canasta familiar, como las hortalizas y muchos vegetales que llegan a la mesa.

Pero aquí estamos convencidos que los alimentos llegan a la despensa sin un esfuerzo muy grande del campesino que tiene demasiados problemas para vender sus productos, por la acción de intermediarios que se quedan con el esfuerzo de la gente.

Los grandes no tienen problemas. Ellos poseen sus agremiaciones que los defienden. La lucha es por los pequeños que deben seguir viviendo de sus manos y de la acción del gobierno para que les acompañe y les ayude de librarse de tanta gente que vive del trabajo del campesino humilde y honesto.

Pero aquí poco o nada hacemos por ellos.

Y así como desaparecieron muchos de los llamados medianos empresarios, saldrán aquellos que sólo tienen un pedazo de tierra y las manos para cultivarla.

 

A CAMBIAR EL RUMBO

El resultado de los 100 días de gobierno del presidente Duque en materia de opinión pública lo obligará a cambiar de sistema de gobernar.

Lo primero que tiene que hacer es acordarse de que tiene una junta directiva que se llama Congreso de Colombia.

Él no puede desligarse de la clase política porque le cobran y le paran los proyectos.

Su mismo partido, el Centro Democrático, lo ha venido presionando para que gobierne sin olvidarse de quienes lo llevaron al poder.

El presidente Duque, de entrada, le dio una bofetada a la clase política cuando escogió un gabinete demasiado técnico y con muy poca participación de las colectividades.

Creyó que, llevando a Alberto Carrasquilla al Ministerio de Hacienda, un teórico de la más alta escuela, podría hacer una reforma tributaria que sacara al país de la crisis fiscal nacida de los mayores gastos del estado.

A las carreras y sin hacer una correcta socialización sacaron el proyecto de ley de financiación del estado y no midieron las consecuencias en materia de opinión pública.

La imagen del presidente se vino al piso y nadie salió a defenderlo porque él tampoco se había acordado que necesita de escuderos.

Muy pronto tendrá que hacer una crisis ministerial y darle un vuelco a su administración para tener al Congreso más cerca y de paso darles participación burocrática a los dirigentes partidistas que le apoyan.

Duque dejó muchos altos funcionarios en el gobierno que pertenecieron a la administración anterior. Esos puestos los están reclamando sus amigos.

La clase política vive que burocracia oficial o la mermelada para hacer obras en las regiones.

El mandatario no quiere saber nada de eso, pero el Congreso tiene demasiado poder para hacer o no dejar hacer las cosas.

Ya el mismo expresidente Uribe lo expresó esta semana cuando privadamente le insinuó a su pupilo que tiene que cambiar.

—————————————————————————————————————————————–

AVICOLA SURTIPOLLOS EN LA GALERIA LE OFRECE TODO PARA SU FINCA. ALIMENTOS CONCENTRADOS. DROGA. VETERINARIO PERMANENTE. ASESORIA GRATUITA.

—————————————————————————————————————————————–

TIENDA PUNTO MERCO EN LA ENEA. ARRIBITA DE LA CASA ROJA. CON TODO PARA SU HOGAR A PRECIOS BAJOS. CON MUCHAS COMODIDADES PARA HACER EL MERCADO.

—————————————————————————————————————————————–

Lo más visto


Subir